- 26 de abril de 2018 -
Imprimir

Pamela Barceló: "en el año 2017 se labraron 450 multas"

2018-01-13 | Agustin Alarcon
 
 
 
Pamela Barceló, Jueza de Faltas de la localidad de Barrancas, habló con Periódico Notición sobre múltiples temas. Entre ellos, las multas de tránsito, la contaminación sonora, y sobre cómo ha ido avanzando la comunidad en materia del cumplimiento de ordenanzas en los últimos años.
 
En palabras de Barceló:
 
“Es impresionante la cantidad multas que se labraron durante el 2017. Fueron alrededor de 450 multas, que para Barrancas es muchísimo. Las multas tienen un valor promedio de $600. Un gran porcentaje de multas se labraron por girar a la izquierda en el semáforo, andar sin casco, tener el escape alterado o libre. En los casos donde es un infractor primario, la multa se reduce a la mitad. Lo que aconsejo a la gente es que lleven la documentación reglamentaria en los vehículos, y que se presenten y no dejen pasar el abono de las multas”, señaló.
 
Sobre el trabajo que están haciendo los inspectores, expresó: “el trabajo de los inspectores es muy arduo. Un día que no hay inspector, todo se revoluciona. Actualmente, se aspira a contar con dos inspectores más para el mes que viene, porque cuando se hacen controles en Puerto Aragón, no se puede controlar en las diferentes áreas de la localidad. En Barrancas somos hijos del rigor, las cosas funcionan mientras más controles de ejercen. En un pueblo no es nada fácil ser inspector. En nuestra localidad hay dos inspectores, y un colaborador del juzgado. En un año se secuestraron más de cien motos que, ante dificultades de papeles, un gran porcentaje de motos quedaron en el corralón; que está quedando chico por la cantidad de motos que hay. Por eso, cada seis meses, si es que los dueños no se presentan, las motos son compactadas”, subrayó.
 
En la localidad de Barrancas se sufre de contaminación sonora, tanto por escapes alterados o libres en autos y motos, como por el ruido en salones bailables. “contamos con un decibelímetro calibrado por el INTI que utilizamos para medir la intensidad sonora. En los salones bailables, no puede haber más de cincuenta decibeles medidos a cinco metros del eje medianero. En algunos salones se ha superado este límite, y se han labrado las multas correspondientes”, apuntó.
 
Otro de los factores donde el Juzgado de Faltas se ha enfocado es en la prohibición del uso de pirotecnia. “Desde hace dos años, había venta y uso de pirotecnia. Y hoy, bajaron a cero las denuncias por la contaminación sonora por pirotecnia. Este ha sido un gran logro que se obtuvo por la rigurosidad que hemos ejercido tras penar a aquellos que utilizaban pirotecnia con multas altas. Todos sabemos el sufrimiento que padecen las mascotas por el ruido de la pirotecnia, como también, la cantidad de accidentes en heridas y quemaduras por pirotecnia. En el 2017 se inspeccionaron ochenta negocios donde se avisó sobre la ordenanza de pirotecnia cero y, de esta manera, la pirotecnia hoy ya no es un problema en Barrancas”. 
 
Para cerrar, Barceló expresó un mensaje a la comunidad:
“Aquellos vecinos que tienen inquietudes sobre irregularidades que observen, estamos para escucharlos para que hagan las denuncias. Por ejemplo: vecinos que tengan un caballo, autos abandonados, pastos altos, etcétera. El fin del juzgado es velar por la seguridad del pueblo y para eso trabajamos todos los días”, finalizó. 
 
 
 
 

 

Volver

Volver

El Tiempo

Altura de los Ríos

Horoscopo
Clasificados
Newsletter

Recibe nuestros newsleter